29 mars 2016

DOS GALLEGOS, TRES OPINIONES

Los gallegos son inquietantes. Siempre están haciendo preguntas, aunque casi siempre sepan la respuesta. Es una estrategia básica de acercamiento y defensa frente al ajeno, sea gallego o gentil. Les pemite conocer el punto de vista de enfrente y contrastar si concuerda con el suyo. La motivación básica es evitar la contradicción, pero unicamente por no molestar. Galicia es una potencia de anfitrionología. Cuando un gallego encuentra a otro, cada uno tiene su opinión. Transcurridos unos minutos -por no incomodar ya digo- un gallego... [Lire la suite]